La delegación del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Quintana Roo informó haber alcanzado con éxito un total de 43 trasplantes desde que, en 2015, obtuvo la licencia para implementar la donación de órganos y tejidos en la entidad.

“En el estado hemos avanzado en la cultura de donación de órganos y tejidos, desde que se autorizó la licencia para obtener órganos y tejidos de personas que antes de morir expresan su deseo de ser donadores”, dijo Flavio Carlos Rosado, delegado del IMSS Quintana Roo.

Las cirugías tanto de extracción como de trasplante han estado a cargo del equipo de Procuración de Órganos y Tejidos del Hospital General Regional 17 de Cancún, que gracias al altruismo de las familias locales han implantado 25 córneas, 14 riñones, dos hígados, piel y hueso a pacientes de Quintana Roo y Yucatán.

El funcionario expresó que el año pasado concretaron la primera donación multiorgánica a raíz de que una mujer de 48 años sufrió una ruptura arterial cerebral que derivó en muerte encefálica. Sus órganos salvaron o mejoraron la calidad de vida de cinco personas, las cuales recibieron su hígado, riñones y córneas.

Rosado resaltó la labor realizada por el personal de Procuración de Órganos y Tejidos para concientizar a los familiares de la donante, pues sin su autorización no habrían sido posibles estos regalos de vida.

Dicho equipo multidisciplinario también realizó con éxito la procuración de riñones, córneas, piel y hueso de una joven de 21 años de edad; quien sufrió deterioro neurológico progresivo que derivó en muerte cerebral.

“Gracias a la decisión de sus familiares, a pesar del dolor por su muerte, ellos comprendieron la importancia de la donación y accedieron al procedimiento manifestando que respetaban el deseo y voluntad de su hija; con la donación fue posible beneficiar a seis derechohabientes que esperaban un órgano”, apuntó Moisés Campos Navarro, coordinador de Procuración de Órganos y Tejidos.

El experto enfatizó la necesidad de hablar en familia sobre el tema de la donación y su importancia para salvar o mejorar vidas, pues solo así es posible garantizar que la voluntad de los donantes se haga efectiva una vez que fallezcan.

Campos Navarro puntualizó que el siguiente paso es practicar trasplantes de córnea en el mismo hospital de Cancún, por lo que se está capacitando a una especialista en oftalmología en el Centro Médico Nacional “La Raza” del Seguro Social.

 

Fuente: Luces del Siglo