Angelica Hale ciertamente se está haciendo un nombre en la industria del entretenimiento. La cantante de tan sólo 11 años quedó subcampeona en la temporada 12 del ya afamado programa “America’s Got Talent” y desde entonces se ha presentado en todo el mundo, apareciendo en grandes eventos como el “Macy’s Thanksgiving Day Parade” (Desfile del Día de Acción de Gracias de la tienda departamental Macy’s) o en programas de gran audiencia como “Little Big Shots”.

A los cuatro años, Hale se encontraba conectada a un soporte vital después de haber luchado contra una doble neumonía. Esto ocasionó que su cuerpo desarrollara sepsis y, en consecuencia, fallaran varios de sus órganos, incluido el riñón, situación de la cual ya no pudo recuperarse. La única esperanza que le quedaba era un trasplante de riñón, el cual le fue donado por su propia madre. Finalmente, la cirugía tuvo éxito y Hale tuvo una segunda oportunidad de vida.

Ahora, Angelica usa su voz para apoyar a las organizaciones dedicadas a ayudar a niños que están pasando por situaciones similares. Gracias a ello, la pequeña estrella se ha convertido en embajadora de la National Kidney Foundation, la Sepsis Alliance y la Children’s Miracle Network Hospitals.

De esta forma, la jovencita ha hecho eco de su experiencia de vida para hacer un llamado a la sociedad, a fin de que se registren como donantes de órganos.

Recientemente, Angelica Hale viajó a la ciudad de Houston para presentarse en la gala de The Living Bank, que fue el primer registro de donantes de órganos de Estados Unidos.

 

Fuente: KHOU 11