Incluso en la muerte, el oficial de policía Dale Woods, originario del municipio de Colerain, en Ohio (Estados Unidos), está inspirando a otros a dar el máximo regalo de vida.

Woods y su familia tomaron la decisión desinteresada de donar sus riñones, tejidos y córneas.

Sus amigos y colegas dijeron que este acto resume perfectamente su deseo de ayudar a los demás.

Los defensores de la donación de órganos esperan que su historia inspire a otros a regalar vida.

“El oficial Woods fue un héroe durante su tiempo aquí en la fuerza y en su vida, y ahora es más que un héroe”, aseguró Andi Johnson, de la LifeCenter Organ Donor Network.

La vocera de la organización dijo que 115,000 personas en Estados Unidos están a la espera de un trasplante, y más de la mitad de ellos están esperando un riñón.

“Los riñones son el órgano más requerido. Por lo tanto, el hecho de que el oficial Woods pudiera bendecir a otras personas con este regalo es tremendo”, apuntó Johnson.

Asimismo, las córneas del oficial Woods devolverán la vista a dos personas, y la donación de sus tejidos ayudará a muchas más.

 

Fuente: WLWT 5