Un joven de 15 años originario de Puebla, que sufrió muerte cerebral debido a un accidente, se convirtió en “héroe por la vida” gracias a la buena voluntad de sus padres, quienes decidieron donar los órganos del menor para regalar vida a cinco personas.

La procuración orgánica tuvo lugar en el Hospital de Traumatología y Ortopedia del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Puebla, y fue coordinada por un equipo de expertos del Centro Médico Nacional (CMN) La Raza.

El hígado se trasplantó en una mujer de 37 años de edad, que padecía cirrosis biliar primaria y se encontraba internada en el Hospital General CMN La Raza. Por otro lado, los órganos restantes (dos riñones y dos córneas) permanecieron en el Hospital de Especialidades de Puebla para beneficiar a 4 pacientes más.

En lo que va de este 2019, el Hospital La Raza ha concretado ya cuatro trasplantes de riñón, uno de hígado, uno de corazón y 31 de córneas.

 

Fuente: ADN 40